Depilación brasileña

Depilación brasileña, solo con especialistas

Aunque la depilación puede ser una pesadilla para muchas mujeres, lo cierto es que es inevitable y está sujeta incluso a modas. En los últimos tiempos la depilación brasileña es una de las preferidas, aunque el mejor consejo es acudir solo con auténticos especialistas, porque se trata de una zona especialmente delicada.

Este tipo de depilación se realiza en la zona del bikini y consiste en eliminar el vello de la zona íntima, pero incluso hay variedades. Para quien no quiera, no es necesario depilar completamente toda la zona.

Depilación brasileña, sinónimo de higiene

La depilación no solo se trata de una cuestión estética sino que también es sinónimo de higiene en esta área tan íntima de nuestro cuerpo. Para artista y deportistas es un tema fundamental, en estos casos lo más importante es dejar todo en manos de profesionales.

Natación, atletismo, ciclismo y fútbol son solo algunas de las disciplinas en las que la depilación juega un papel fundamental. Algunas de las razones son: mayor higiene, comodidad en el campo y menos roce, por ejemplo, en el caso de producirse una herida es menor el riesgo de infección, así como menores los problemas de cicatrización que puedan producirse.

Cuidados antes, durante y después de la depilación

Cualquier tipo de depilación, en cualquier parte, requiere de unos cuidados para evitar problemas, pero cuando se trata de una zona tan sensible como la púbica los cuidados deben extremarse.

La zona debe estar perfectamente limpia y seca antes de comenzar la depilación. Si es con cera, hay que tener en cuenta que el calor abre los poros, de modo que si es caliente (no demasiado), mejor.

Una vez realizada la depilación hay que evitar cremas y fragancias con sustancias químicas que pueden ser irritantes y evitar ropa ajustada inmediatamente después o ir a saunas o spas. También hay que evitar hacer ejercicios en las siguientes horas y mantener relaciones sexuales.

Y, aunque al principio la depilación brasileña puede ser dolorosa, lo cierto es que el vello cada vez nacerá más débil y el proceso será menos traumático.